Fundaciones Pío-Benéficas

Hospital de Nuestra Señora de la Concepción

Se encontraba situado en la calle Hospital. Y fue en su tiempo uno de los establecimientos benéficos con más raíces y censos de toda la provincia. Hospital que cuenta con una larga historia, así queda reflejado en la documentación encontrada en el Archivo Municipal de Becerril de Campos que nos remonta hasta el S. XVI.

Contaba con salas independientes para hombres y para mujeres con camas para peregrinos, pordioseros, etc…, una botica, capilla y granero. Y entre el personal estaban un médico, un cirujano, enfermera, mayordomo y casero.

En el Diccionario Geográfico- Estadístico- Histórico de Castilla y león de Pascual Madoz, editado en Madrid en 1845 y 1850 se dice lo siguiente:

  • “…un hospital con su botica con rent. suficientes para sostener continuadamente 6 enfermos”.

A este Hospital llegaron las campanas y piedras de la iglesia San Juan, así como una campanita gótica, con la inscripción “Era MCCCXXXXVI JOANNES ME FECIT” , se sacó del hospital y hoy se encuentra en la caja de caudales del Ayuntamiento.

Dicha fundación en tiempos muy recientes era administrada por el Ayuntamiento y una Junta Local de Beneficencia. En posesión de bienes propios y al quedarse huérfana de patronos que la representen, el Protectorado debe en virtud de la facultad legal de la Junta Provincial de Beneficencia proceder a la regulación y por tanto, la misma debe representarla, adoptando como primera medida la de convertir el metálico referido en una inscripción intransferible del cuatro por ciento interior emitida a nombre del Hospital.

En expedientes datados entre 1900 y 1923 figura información relevante en referencia al Antiguo Hospital de la Concepción; sobre la tipología de la institución, referencias legales, objetivo primordial marcado, reglamento del régimen y funcionamiento, etc…

Mi objetivo no es otro, que el poder extraer los mayores datos posibles acerca de esta fundación. Por ello, el expediente acerca de la huerfandad de patronazgo que sufrió el Hospital nos desvela algunos de estos datos, y por otro lado nos constata una etapa difícil que tuvo que pasar el Hospital de la Concepción.

En uno de los documentos que conforma dicho expediente encontramos este comunicado de parte del Gobernador Presidente de la Junta Provincial de Beneficencia de Palencia dirigiéndose al Sr. Alcalde de Becerril de Campos, dice así:

Con fecha 7 de Agosto pasado me comunica la Superioridad Real Orden que dice así:

“Visto el expediente de clasificación del Hospital de Becerril de Campos, provincia de Palencia. Resultando que según consta en la información judicial practicada ante el Juzgado de Iº Instancia, en el pueblo de Becerril de Campos existe desde tiempo inmemorial el Hospital denominado de la Concepción, destinado á socorrer pobres enfermos del pueblo y algún traseunte; administrado por el Ayuntamiento y una Junta Local de Beneficencia; que constituye el capital total, una inscripción intransferible de Deuda numero 53 por la cantidad de 4149, 01 pesetas y dos títulos de deuda perpetua interior depositados en el Banco de España por 16500 pesetas. Resultando que por R. O. de 26 de marzo de 1915 se confirió interinamente el patronato del Hospital á la Junta provincial de Beneficencia, sin perjuicio de ulteriores reclamaciones que en su día pudieran alegar los que estimen con mejor derecho al ejercicio del cargo. Considerando que la fundación de la que se trata está comprendida en los art. 2º y 4º del R. D. de 14 de marzo de 1899, toda vez que es un objeto atender á la satisfacción gratuita de necesidades físicas y está dotado con bienes particulares. Considerando que estando encomendado el patronato de la fundación á la Junta provincial mientras no se reclame por persona que S. M. el Rey (q. D. g.) ha tenido á bien resolver. -Iº Clasificar de Beneficencia particular el Hospital fundado en Becerril de Campos provincia de Palencia. -2º Confirmar á la Junta provincial en el patronato interino del mismo. 3º Que se traslade esta resolución al Ministerio de Hacienda á los efectos oportunos.”

Lo que á mi vez traslado á V. para su conocimiento y efectos oportunos.

La reglamentación que tiene que dispensar la Junta Provincial de Beneficencia se constata en el Reglamento para el régimen y funcionamiento de la Fundación “Antiguo Hospital de la Concepción” instituida en Becerril de Campos y clasificada como beneficencia particular por Orden de 9 de Noviembre de 1923.

Es de destacar el art. 1º del Capítulo I, Título II; de fines de la fundación y de la distribución de la renta se dice lo siguiente:

“Los ingresos anuales, producto de la renta de los bienes y valores de la Fundación, se destinarán a la concesión de socorros a enfermos pobres del pueblo y algún traseunte. Los socorros constituirán en artículos de alimentación.”

En el art. 1º del Capítulo II, de la distribución de la renta, del Título II, nos dice:

“A los efectos de la concesión de socorros, la Junta provincial de Beneficencia podrá designar como delgados o representantes suyos a los Sres. Alcalde del Ayuntamiento y Médicos y Farmacéutico titulares de la localidad.”

En toda la provincia, si bien es cierto que la beneficencia pública no ha ocupado el lugar primordial que todos desearíamos, pero en cambio se ha encontrado un número importante de establecimientos donde la vejez, la miseria, y las enfermedades encontraban alivio. Muchos se encuentran en poblaciones con muy poco vecindario, que aunque cuenten con muy pocos recursos, no por ello han dejado de proporcionar lo necesario a los enfermos y traseuntes pobres.